Blog

Mantente informado con nuestras últimas actualizaciones
Calentamiento.jpg

El sistema musculo-esquelético está formado por huesos, tendones, ligamentos, músculos, etc., y cada uno de ellos es susceptible de lesionarse.

La preparación física precompetitiva es esencial para prevenir lesiones. Esto lo podemos resumir en palabras del Dr. Ramón Cugat Bertone (Barcelona, España), reconocido traumatólogo con prestigio internacional particularmente en el mundo del deporte: “para hacer deporte hay que estar en forma y no hacer deporte para estar en forma”.

Fisiológicamente debemos preparar nuestro cuerpo para practicar el deporte que nos interesa; por lo tanto, debemos entrenar de manera específica. Por ejemplo, existen varios tipos de fibra muscular esquelética y cada una tiene propiedades diferentes que debemos desarrollar.

No sólo basta con el entrenamiento físico para obtener los objetivos establecidos y mantener el rendimiento a largo plazo. Debemos complementar nuestra preparación con:

  • Una alimentación balanceada asegurándonos de tener los aportes necesarios de carbohidratos, proteínas, grasas, sales minerales y vitaminas.
  • Descanso de 6 a 8 horas de sueño, dando la oportunidad para la reparación de los tejidos.
  • Una hidratación óptima.

Quisiera hacer énfasis en la importancia de estar bien hidratado para tener un rendimiento deportivo acorde con nuestra preparación sabiendo que la principal causa de fatiga muscular, que se traduce en calambres musculares, es la deshidratación. Las bebidas deportivas durante la práctica del deporte aportan las sales minerales que perdemos, pero el “suplemento mágico” que tanto buscamos debe ser el agua. Algunas recomendaciones en este sentido son (Delee & Drez’s Orthopedic Sports Medicine – Principales and Practice):

  • 16 a 20 onzas de agua 2 a 3 horas antes
  • 8 onzas de agua o bebida deportiva 10 a 20 minutos antes
  • 4 a 8 onzas de agua o bebida deportiva cada 15 a 20 minutos
  • 20 a 24 onzas de agua o bebida deportiva por cada libra de peso perdido

Utilizar el equipo adecuado para el deporte específico es esencial. En este sentido, el calzado apropiado es factor clave en la prevención de lesiones por lo que debemos tomar en consideración la superficie del terreno y el tipo de pisada.

A pesar de cumplir estas recomendaciones, el deportista no está exento de lesiones y durante su recuperación es importante respetar los tiempos y cumplir el programa de rehabilitación recomendado por el equipo multidisciplinario encargado de su retorno deportivo.

 

 


9a732a237616d506b0a38c644a00b1c6_XL-1200x676.jpg

Es poco lo que podemos hacer contra algunos factores determinantes en la aparición de la artrosis, como por ejemplo la edad (Este es sólo un factor de riesgo. La artrosis ni es una enfermedad de la edad); sin embargo, muchos estudios apuntan a una asociación importante entre sobrepeso y artrosis, que si pudiera controlarse.

La obesidad, considerada hoy una enfermedad, aumenta el riesgo de degeneración del cartílago. Para cada incremento en un punto en el índice de masa corporal (IMC), que relaciona el peso con la talla de una persona e indica el grado de sobrepeso, el daño en el cartílago se incrementa hasta en 11%.

En las personas con sobrepeso u obesidad, la artrosis se hace presente de forma típica, con una lesión del menisco de la rodilla, inflamación de la membrana que recubre la articulación (sinovitis) y derrame sinovial, ya que esta articulación es la que más sufre con esta condición.

Hoy, los malos hábitos alimentarios y la vida sedentaria hacen estragos en la población más joven, provocando con ello en una disminución significativa en la edad de aparición de los primeros síntomas de artrosis. A través de diversos estudios se ha podido comprobar que, además de prevenir la enfermedad y retrasar su aparición, una pérdida de peso también alivia los síntomas si la artrosis ya se ha establecido, pero un peso adecuado, aunque no elimina los síntomas dolorosos, los disminuye. Simplemente, con sólo bajar siete kilos de peso, los síntomas de la artrosis de rodilla se reducen 50%, por ejemplo.

En Latinoamérica, según la Organización Panamericana de la Salud (OPS/OMS), la mitad de los pacientes con artrosis son obesos y frente al escenario recomienda evaluar los hábitos alimentarios y de ejercicio físico del paciente tanto en el ámbito de la prevención como en el del tratamiento.

Y es que, aunque entre las recomendaciones adicionales que un médico especialista puede dar para mejorar la calidad de vida de las personas afectadas por esta enfermedad, hay una lista de fármacos analgésicos y antiinflamatorios de elección; el tratamiento no farmacológico, como la actividad física moderada, una dieta equilibrada baja en grasas o la rehabilitación, son claves para conseguir la mejoría de los síntomas y la calidad de vida, a pesar de estar instaurada la enfermedad.

Es importante destacar que aproximadamente el 75% de los pacientes con artrosis no practica ningún tipo de actividad física para aliviar el dolor asociado, a pesar de que el 50% o más de los pacientes tienen problemas de obesidad y podrían beneficiarse de esta medida, ya que la práctica de ejercicio físico ayuda a mantener un peso adecuado y un correcto balance neuromuscular, lo cual previene la destrucción del cartílago articular restante y mejora su función y nutrición.

Considerando la importancia de la actividad física, también es necesario puntualizar que las actividades físicas con mejores resultados son aquellas con un bajo impacto ortopédico y con un menor riesgo de lesión, como la natación y ejercicios en piscina, el ciclismo o los paseos. Estos últimos se practican con mayor constancia y, desde el punto de vista cardiovascular y locomotor, son la actividad más segura, si bien, conviene consultar con un experto, ya sea el médico ortopedista, de médico de familia, el reumatólogo o el fisiatra.

Asimismo, un plan de rehabilitación, indicado y supervisado por un médico ortopedista y fisiatra, pueden ayudar a preservar la funcionalidad de la articulación el mayor tiempo posible, cuando la artrosis ya está instaurada. Además del ejercicio físico y la pérdida de peso (siempre con la colaboración de un nutricionista), otras actividades rehabilitadoras son la ejercitación de la articulación afectada, mediante ejercicios de movilidad articular y reforzamiento articular; medidas higiénico-sanitarias, como la corrección postural y no utilizar sillas bajas, lo que reduciría la tensión muscular y favorecerá la relajación, así como reducirían la tensión en caderas y rodillas al sentarse. o levantarse; y el uso de bastones o muletas para apoyo, entre otros.

Si ya presenta signos de artrosis o no tiene la enfermedad instaurada, pero presenta características de sobrepeso, acuda ante un médico especialista en ortopedia, quien junto a un equipo médico multidisciplinario- establecerá un plan en pro del beneficio de sus articulaciones y su calidad de vida.


afd1fcd6-1b61-4f0a-82af-1dc1b7d69cc0-1200x799.jpg

Las tres lesiones del tobillo más comunes son el Os trigonum, la tendinitis del Flexor largo del Hallux (FHL) y el Pinzamiento anterior.

Aunque muchas veces es dejado de lado, los bailarines profesionales se comparan físicamente con un atleta de alto rendimiento. Gran parte de la información científica se centra en bailarines de ballet, sin embargo, se encuentran lesiones similares en todos los estilos de baile, con algunas diferencias en estilos como el break dance.

Los estudios han encontrado que poco más de la mitad de las lesiones ocurridas a bailarines en un periodo de 5 años fueron del pie y tobillo y un cuarto tienen más de una lesión en un periodo de 3 años.

Los factores que predisponen a una lesión son (1) rango de movimiento aumentado; las personas muy laxas, aunque alcanzan más fácilmente ciertos movimientos, también tienen tejido de menor calidad y más propenso a lesiones. (2) Movimiento disminuido del Hallux (dedo gordo) o del tobillo que puede impedir posiciones de Demi o Full pointé o pueden llevar a mecanismos de compensación con (3) mala posición del pie que lleven a lesiones por tratar de forzar el movimiento. (4) Tiempo de practica superior al adecuado por fatiga de los músculos.

 

Os trigonum

Es un pequeño hueso no unido durante la niñez, que se encuentra en la parte posterior del tobillo, al cual se unen parte de los ligamentos, aunque está presente en 10% de la población a la mayoría no le provoca molestias. Puede iniciar después de un esguince produciendo dolor posterior especialmente en posiciones de releve en pointe y demi pointe. Se confirma el diagnóstico con radiografías y resonancia magnética.

El manejo conservador (Fisioterapia) consiste en reentrenamiento de la técnica con énfasis en la musculatura intrínseca y extrínseca al pointe Tendu (punta estirada), modificar la altura del demi-releve, cesar el trabajo en punta, movilización del tobillo, hielo y analgésicos. Si no es exitoso se debe realizar reposo y bota inmovilizadora.

Se puede realizar infiltración, pero se debe ser muy cuidadoso ya que estos medicamentos pueden afectar los tendones.

El tratamiento con cirugía puede ser abierto o con endoscopía, consiste en extraer el pequeño hueso y realizar una limpieza del tejido inflamatorio del área. Durante las dos primeras semanas se utilizarán muletas una bota inmovilizadora para luego ir aumentando el trabajo a tolerancia. El promedio de tiempo para regresar a bailar es de 8 semanas con 94% de posibilidad de volver a su nivel antes de la cirugía.

 

Tenosinovitis del FHL

Este tendón pasa por la parte de atrás del talón hacia la planta del pie y se encarga de doblar el dedo gordo. La inflamación es casi exclusiva de bailarines, pocas veces ocurre en la población general. Se diferencia del Os trigonum ya que el dolor ocurre al estirar el dedo y aplicar una presión detrás del tobillo. Su causa es por degeneración del tendón y microroturas que pueden ocurrir detras del tobillo o en el nacimiento del dedo. Es también exacerbada por la posición in pointe, saltos, plié en fifth position, tendu, o relevé.

La fisioterapia consiste en reentrenamiento de la técnica para reducir el aleteo o rodadura hacia adentro mientras se trabaja en modificar posiciones de cambio como evitar la cuarta y quinta posición y eliminar trabajo en puntas, grand plie y saltos; también medidas como antiinflamatorios, ultrasonido, hielo y medidas de entrenamiento cruzado como bicicleta y balance muscular, con estiramientos del tendón. Se recomienda utilizar zapato deportivo en la vida diaria y una férula nocturna de ser necesario.

Si se engatilla el dedo puede requerir cirugía, esto ocurre por engrosamiento del tendón que se atrapa en saltos y posición de puntas. Luego de la cirugía se realiza igual fisioterapia y el retorno al baile es de 5 meses con 14 de cada 15 bailarines con excelentes resultados y regreso a su nivel previo.

 

Pinzamiento anterior

Es una inflamación dentro de la articulación del tobillo en su parte anterior que puede llevar a la formación de salientes óseas que más adelante limitan el movimiento. Las causas son flexión plantar y dorsal con traumas a repetición ya que la articulación del tobillo realiza 70% del movimiento en posiciones de pointe y demi plie.

La fisioterapia se realiza con movimientos pasivos y activos, fortalecimiento y propiocepción, es importante evitar el demi plie muy profundo.


3263732670_1a1206e91a.jpg

Introducción

 

El dolor lumbar y cervical es frecuente y, al menos el 70% de la población, sufrirá un episodio durante el transcurso de su vida (Batti, 2006; Deyo, Mirza y Martin, 2006).

 

El dolor axial de origen degenerativo tiene una base anatómica compleja, con múltiples fuentes de origen posibles (Sizer, Phelps y Matthijs, 2001):

  • degeneración discal,
  • artrosis facetaria,
  • dolor derivado de musculatura,
  • ligamentos,
  • tejido neural.

A esta base biológica se debe incluir también el componente psicosocial que influye tanto en el desarrollo como en la cronicidad del cuadro (Carragee y Hannibal).

 

La mayoría de las veces se resuelve de forma espontánea (Deyo y Phillips, 1996), lo que permite un tratamiento sintomático, sin conocer una causa anatómica específica. Sin embargo, aproximadamente un 1% del dolor axial puede hacerse permanente y requiere estudios y manejos más complejos.

 

Síndrome de Dolor Lumbar Facetario

 

En el síndrome de dolor lumbar facetario, existe dolor más allá de la región lumbar, pero este dolor referido sigue un patrón esclerotómico y no dermatómico. Por este motivo, la irradiación se extiende hacia un territorio de inervación compartido de las estructuras lumbares bajas, es decir, hacia la región ilíaca y crural, sin sobrepasar la rodilla. Están ausentes las disestesias tan características del dolor radicular.

 

Debido al componente articular de este dolor, comparte las características de dolor que son

típicas de la sinovitis o artrosis: dolor de inicio de movimiento, presente a la carga y ausente a la distracción articular (Tomé-Bermejo, Barriga-Martín y Martín, 2011).

 

Los pacientes con síndrome facetario suelen manifestar dolor de inicio del movimiento frente al cambio posicional y ausencia o mínimo dolor a la marcha. En el examen clínico, se destaca la relativa ausencia de dolor a la flexión lumbar y la reproducción del dolor frente a la carga articular en extensión lumbar o extensión-rotación. Los pacientes también suelen presentar dolor a la presión directa de las facetas en la columna lumbar.

 

Manejo

Inicialmente el manejo de toda artrosis debe consistir en cambios en el estilo de vida, las mas importantes bajar de peso y dejar de fumar, seguido de una fisioterapia intensa. Los medicamentos que podemos utilizar serían los aines como diclofenaco y también se puede utilizar los derivados de la vitamina B.

Si el paciente no consigue una mejoría completa de sus síntomas se puede utilizar métodos no invasivos como infiltraciones o radiofrecuencia, que deben ser realizados por un médico idóneo.

 


osteoporosis2.jpg

¡Epidemia!

Desde la década de los noventa del siglo pasado se tiene gran consideración por parte de los organismos internacionales del problema de proporciones epidémicas que es la osteoporosis.

No ajenos a ello, nuestro equipo de trabajo quiere ofrecer orientación sobre esta enfermedad que afecta sobre todo a mujeres arriba de los 50 años, pero cada vez más afecta a personas jóvenes y de ambos sexos.

Desde el punto de vista médico y social, se traduce en mayor riesgo de fracturas vertebrales y a nivel de la cadera, además fracturas de huesos de la muñeca y del tobillo.

Cuando individualizamos cada caso y vemos este problema desde el punto de vista familiar es más preocupante, se vuelve un problema de cada miembro de la familia involucrado y preocupado por el cuidado de la persona afectada directamente por las consecuencias de la osteoporosis, incluso lleva a cambios en el ámbito laboral para los familiares.

Es nuestro deber como equipo de trabajo en el área de salud hacer conciencia de lo limitante que puede llegar a ser esta enfermedad, y las mejores armas que tenemos son la prevención y la detección temprana. El ejercicio y estilos de vida saludable son las excelentes medidas preventivas y podemos contar con estudios, como la densitometría ósea entre otros, que nos ayudan a detectarla y tratarla tempranamente.

El manejo de esta enfermedad de proporciones epidémicas es una responsabilidad social, es responsabilidad de todos.


fisiatría-7.jpg

La Fisiatría o Medicina Física y Rehabilitación es una especialidad médica relativamente joven, que es reconocida a nivel mundial a partir de 1968 en Ginebra, por la Organización Mundial de la salud.

 

Esta especialidad utiliza un conjunto de herramientas para la prevención, diagnóstico, tratamiento y manejo de rehabilitación de las personas que puedan presentar condiciones congénitas o adquiridas que puedan causar algún tipo de discapacidad, en todas las edades. Teniendo como principal objetivo el devolver la funcionalidad perdida, ya sea utilizando las capacidades remanentes del propio paciente o a través de ayudas externas.

 

También realiza intervenciones psicológicas, laborales, sociales y vocacionales, destinadas a obtener la máxima reincorporación posible a la sociedad según las capacidades de cada individuo.

 

Dentro del equipo de rehabilitación el rol del médico Fisiatra es dirigir y organizar las intervenciones que sean necesarias para la recuperación óptima del paciente y prescribir las diferentes opciones de tratamiento según el diagnóstico y las condiciones de cada persona.

 

Algunas de las áreas especificas donde interviene el médico Fisiatra son:

Manejo de dolor agudo y crónico, no oncológico.

Prescripción de tratamiento de Fisioterapia, Terapia Ocupacional y Terapia de Lenguaje

Prescripción de ejercicio en condiciones médicas específicas

Prescripción de ayudas técnicas

Prescripción de ortesis y prótesis

Rehabilitación de lesiones ortopédicas (fracturas, lesiones ligamentarias, esguinces, etc.)

Rehabilitación de lesiones deportivas (tendinitis, lesiones por sobrecarga, desgarros, etc.)

Rehabilitación de lesiones de columna (dolor cervical, dolor lumbar, etc.)

Rehabilitación neurológica (enfermedad cerebrovascular, traumatismo craneoencefálico, etc.)

Rehabilitación cognitiva

Rehabilitación cardíaca

Rehabilitación pediátrica

 

Realiza procedimientos como:

Infiltración intraarticular y de tejidos blandos

Aplicación de toxina botulínica en pacientes con espasticidad

 

Cuenta con herramientas diagnósticas como:

Estudios de Electrodiagnóstico: Permiten el diagnostico y seguimiento de padecimientos del sistema nervioso periférico (neuropatías, radiculopatías, etc.)

 

Para el medico Fisiatra es de suma importancia el trabajo en equipo y la comunicación multidireccional entre todos los miembros de este, ya que esto garantiza el éxito en la recuperación de nuestros pacientes.


ONDA-DE-CHOQUES-e1553199906155-1200x1600.jpg

¿QUE SON LAS ONDAS DE CHOQUE?

 

Son ondas de sonido de alta energía que al chocar con estructuras afectadas por ejemplo tendones (tendinitis) provocan cambios regenerativos con el consecuente alivio de dolor y funcionabilidad. Su uso inicial lo realizaron los urólogos para tratar y destruir las piedras renales.

 

¿EN QUE CASOS SON UTILES?

 

Su uso es amplio pero sus mejores resultados son en las tendinitis, fascitis plantar (espolón), bursitis que ya previamente han sido tratadas con fisioterapia y medicamentos sin mejoría. En otros casos de calcificaciones y retardo de consolidación de fracturas (Que no pega) también son útiles, pero debe ser las ondas focales. Existen dos tipos las radiales y focales que en otro momento explicaremos sus diferencias.

 

Son una alternativa a la cirugía en muchas ocasiones.

 

Actualmente su utilidad es en varias especialidades como urología, medicina deportiva, fisioterapia, estética, cardiología entre otras.

 

¿SON DOLOROSAS?

 

Es un tratamiento no invasivo y bien tolerado por el paciente, ocasionalmente puede doler levemente con pocos o nulos efectos adversos.

 

¿CUANTAS SESIONES SE NECESITAN?

 

En promedio se requieren una vez se haga el debido diagnóstico de 2-3 sesiones cada 7-10 días.

 

¿QUE ES IMPORTANTE ANTES DE UN TRATAMIENTO DE ONDAS DE CHOQUE?

 

Tener un diagnostico medico correcto

Que sea realizada por un profesional idóneo

Firmar un consentimiento operatorio

Que el profesional le explique con detalle la utilidad, efectos adversos y el tipo de ondas a utilizar (focales o radiales) y el protocolo a seguir.

 

 

 

DRA. JAZMIN CEBALLOS/ DR. GERINALDO MARTINEZ

MEDICOS CERTIFICADOS EN ONDAS DE CHOQUE


dolor-lumbar-1-1200x720.jpeg

 

Introducción

El dolor lumbar y cervical es frecuente y, al menos el 70% de la población, sufrirá un episodio durante el transcurso de su vida (Batti, 2006; Deyo, Mirza y Martin, 2006).

  • Constituye una causa común de consulta y además del padecimiento para el paciente, implica costos sociales y económicos importantes.

Las causas más comunes son:

  • degeneración discal,
  • artrosis facetaria,
  • dolor derivado de musculatura,
  • ligamentos,
  • tejido neural.

La mayoría de las veces se resuelve de forma espontánea (Deyo y Phillips, 1996), lo que permite un tratamiento sintomático, sin conocer una causa anatómica específica. Sin embargo, aproximadamente un 1% del dolor axial puede hacerse permanente y requiere estudios y manejos más complejos.

¿Qué opciones tenemos de manejo?

  • manejo conservador;
  • procedimientos percutáneos mínimamente invasivos;
  • artrodesis;
  • Otros métodos.

¿Cuáles son los tipos de dolor lumbar?

Definiremos algunos tipos de dolor lumbar más comunes:

  • El concepto de dolor lumbar atípico es el que no encaja en el diagnóstico habitual. Las siguientes características constituyen ejemplos de dolores atípicos en un paciente:
    • dolor de curso progresivo;
    • dolor nocturno;
    • dolor con irradiación atípica hacia la región abdominal o
    • torácica, por ejemplo, sin respetar un territorio;
    • dolor con alteración de los pulsos distales;
    • dolor con presencia de signos piramidales;
    • dolor con masas palpables;

Todos estos síntomas no son usuales en el dolor lumbar, por los cuales requieren atención rápida y oportuna de un especialista en Columna vertebral.

 

  • El síndrome de dolor lumbar radicular corresponde al dolor neurogénico producto de compresión radicular o comúnmente llamado ciática. Su etiología más frecuente es la compresión por una hernia discal. Los pacientes refieren dolor irradiado hacia una pierna que se acompaña de disestesias y que, frecuentemente, presenta una clara distribución de topografía radicular.

Otras causas más especificas son la estenosis, que produce la conocida claudicación neurógena, que no es más que la debilidad al caminar. Estos pacientes suelen presentar alivio completo o muy significativo con el reposo, pero una pobre tolerancia a la marcha. El dolor facterio, articulaciones que se encuentran en la columna, debido al componente articular de este dolor, comparte las características de dolor que son típicas de la sinovitis o artrosis: dolor de inicio de movimiento, presente a la carga y ausente a la distracción articular.

¿Cómo se diagnóstica?

  • Examen físico.
  • Estudios radiográficos:
    • La radiografía simple es el estudio inicial, ayuda a descartar anomalías óseas y nos da una buena idea de que está ocurriendo.
    • Resonancia magnética es el estándar de oro para el diagnóstico de la patología de columna vertebral.

¿Cómo se trata?

Inicialmente el tratamiento conservador es la mejor opción, siempre y cuando no haya una causa que pueda producir secuelas severas en este caso la cirugía es la primera opción. En el tratamiento conservador incluye medicamentos y la terapia física, que en esta patología es la piedra angular para la recuperación y resolución de esta patología.

 


CENA-NAVIDEÑA-1200x900.jpg

Luego de las celebraciones de fin de año, de un período de fiestas y de banquetes, nos viene a la cabeza nuestra salud, asociada al control de peso y el inicio o el reinicio del ejercicio físico y dietas para bajar algunos kilos.

Debemos ser precavidos y recordar que todo en exceso es malo. El ejercicio en exceso y dietas extremas nos pueden llevar a mayores problemas de salud e incluso, a largo plazo, tener un efecto rebote, es decir, a pesar de perder peso de forma rápida inicialmente, luego podemos ganar este peso e incluso aumentar nuestro peso de partida.

Procuremos contar con el apoyo de un profesional o de un grupo de profesionales de la salud para evitar lesiones y dietas inadecuadas.

Una dieta balanceada y ejercicio dosificado y acorde a nuestras metas y capacidades son la clave en estos procesos de control de peso.

 


Avatar
31/Oct/2018

La receta y la prescripción son términos muy relacionados con la profesión médica, pero no siempre relacionada al ejercicio. Pero hoy en día se hace necesario lograr entender y aplicar lo que se conoce como prescripción de ejercicio o de actividad, ya que en nuestra práctica diaria acuden pacientes con una lesión deportiva que muchas veces se asocia a una decisión inadecuada o no guiada al momento de iniciar las actividades físicas de acondicionamiento. Y aquí nuestro rol como médicos y facilitadores de salud, entender y ordenar una rutina adecuada para el grado de actividad del paciente, para sus enfermedades de fondo, condiciones de salud física y mental previas, para sus metas y otros factores. Es una labor que nuestro equipo de trabajo en la clínica GMedsport esta dispuesto a la ejecutar y de lo cual nos sentimos responsables y comprometidos.

Dr. Emilio Tufiño Carrera




PORQUE NOS IMPORTAS





Nacemos con el objetivo de brindar orientación especializada e individualizada para las necesidades de toda persona que realice actividad física de manera competitiva, recreativa, terapéutica.

ESTAMOS PARA SERVIRTE

¡Contactanos ahora!

Tu nombre*
Asunto*
Tu Correo*

[recaptcha]

Mensaje
¡Síguenos en Instagram!